Condroitina & Glucosamina 60 cápsulas

Indicaciones y usos:
  • En la prevención y tratamiento de la osteoartritis.
  • Recuperación de articulaciones dañadas por traumatismo.
  • Mantenimiento de la flexibilidad y confort de las articulaciones.
Dosis recomendadas: Como complemento alimenticio se sugiere tomar de 1 a 3 cápsulas al día con las comidas o seguir las indicaciones de un especialista
Gana 23 puntos De Natural (0.23)
22.60
IVA INCLUIDO
Entrega en 1-3 dias
Envio GRATIS para pedidos superiores a 40€
Condroitina & Glucosamina es una fórmula que nos ayuda a preservar la integridad del cartílago actuando como condroprotector frenando el deterioro articular como consecuencia de la edad o por sobrepresión en las articulaciones debido a trabajos o deportes de gran impacto.

Con Condroitina & Glucosamina nuestros cartílagos articulares recuperan la flexibilidad, elasticidad y capacidad de amortiguación a la vez que frena la respuesta degradativa del cartílago asociado a los procesos articulares degenerativos.

Ingredientes por cápsula:

Glucosamina sulfato 500 mg
Condroitina sulfato 400 mg

Otros ingredientes: Estearato de magnesio vegetal y sílice hidratado.
Cápsula vegetal: Celulosa vegetal y agua pura.
Puede contener trazas de crustáceos

ADVERTENCIAS: No debe administrarse a niños. Ante la falta de datos de su empleo durante el embarazo y la lactancia, se recomienda evitar su uso durante estas etapas. La glucosamina se extrae a partir del exoesqueleto de los crustáceos por lo que no se debe administrar en caso de alergia al marisco. Existe una posible interacción entre la glucosamina y los anticoagulantes orales (acetocumarol, warfarina) por lo que se recomienda un especial control médico en pacientes que estén en tratamiento con los anticoagulantes orales

GLUCOSAMINA SULFATO:
Se trata de un aminosacárido endógeno que participa en la síntesis de los glucosaminoglicanos y los proteoglicanos, por parte de los condrocitos, que constituyen el cartílago articular. Los condrocitos sintetizan estos componentes de la matriz extracelular, los cuales son responsables de proporcionar al cartílago sus propiedades mecánicas y elásticas. Existen otras sales de glucosamina pero la mayoría de los estudios se han realizado con el grupo sulfato por lo que no existen evidencias científicas sobre la eficacia de otras sales. Además el grupo sulfato puede ser importante para el efecto terapéutico de la glucosamina al formar parte de los proteoglicanos. Numerosos estudios avalan su efecto condromodulador que favorece el anabolismo del condrocito. Estudios a largo plazo han mostrado una mejora en los síntomas y la progresión del estrechamiento articular en personas tratadas con glucosamina sulfato. La Sociedad Europea de Reumatología aprueba el uso tanto de glucosamina sulfato como condroitina sulfato en el tratamiento de la artrosis. La actividad del sulfato de glucosamina se ha relacionado con su capacidad para reducir o paliar los efectos catabólicos de moléculas proinflamatorias, como la interleucina-1(IL-1), que se encuentran presentes en el cartílago osteoartrítico. Además, inhibe algunos enzimas destructores del cartílago como colagenasa, agrecanasa, fosfolipasa A2 y puede reducir la formación de radicales superóxido por parte de los macrófagos. Además se ha descrito efectos antiinflamatorios y en varios ensayos clínicos se mostró su capacidad para disminuir el dolor con la misma eficacia que los AINE y con menos efectos secundarios. En estadios moderados de artrosis de rodilla, el uso de sulfato de glucosamina (1.500mg/día) mejoró la sintomatología, con una eficacia similar a los AINE y una menor incidencia de efectos secundarios. Igualmente ha mostrado un efecto positivo en la evolución de la artrosis, con aumento en el espacio articular. En líneas generales, la mayoría de los ensayos clínicos realizados para evaluar la eficacia del sulfato de glucosamina en el tratamiento de la artrosis han demostrado una reducción en el dolor, la rigidez y la inflamación y un aumento de la movilidad, incluso semanas después de finalizar el tratamiento.

CONDROITINA SULFATO: Es un glucosaminoglucano sulfatado que promueve la síntesis de proteoglicanos de la matriz del cartílago. Tiene un importante tropismo por los tejidos cartilaginosos, un efecto antiinflamatorio y carece de los clásicos efectos nocivos que sí presentan los AINE sobre el sistema digestivo, renal o la coagulación. Junto con la glucosamina sulfato se consideran antiartrósicos o condroprotectores y también se han llevado a cabo estudios clínicos para evaluar su eficacia sólo o en combinación con la glucosamina. En el cartílago reduce la actividad catabólica de los condrocitos inhibiendo algunas enzimas proteolíticas tales como colagenasa, elastasa, proteoglicanasa, fosfolipasa A2, metaloproteinasas (MMP-9,MMP-13), entre otras y también es capaz de reducir la síntesis de óxido nítrico en los condrocitos articulares humanos artrósicos. En el hueso subcondral tiene un efecto positivo sobre el desequilibrio óseo que se produce en la artrosis y en la membrana sinovial aumenta la síntesis de ácido hialurónico endógeno. La seguridad está ampliamente demostrada por lo que se permite administrar de forma crónica como base de tratamiento. Condroitina sulfato es eficaz en el control del dolor y la mejora funcional de pacientes con osteoartritis, reduce la necesidad de consumir analgésicos o AINE, su efecto persiste hasta 2-3 meses después de la supresión del tratamiento y permite un control de la progresión radiológica de la osteoartritis de rodilla y dedos. En un total de nueve ensayos clínicos se ha comparado el efecto de condroitina sulfato con placebo en pacientes con artrosis de rodilla y dedos tratados durante períodos que oscilaron entre 3 y 36 meses. Los resultados de todos los ensayos clínicos coincidieron en concluir que es eficaz en la reducción del dolor espontáneo, aumentar la capacidad funcional y disminuir la ingesta de medicación de rescate.
Selecciona país y tu código postal para calcular los gastos de envío